viernes, 28 de febrero de 2014

Un lugar

Hay un espacio entre la vida y la muerte física,
 un lugar.
 Entre pasillos, asientos y ascensores,
 la madre Luna acuna con sus alas,
 ya es primavera en medio de estos aires,
 lo que quiero es caminar,
 ser feliz sin llegar a olvidarte,
 seguir creciendo,
 descubrir entre el resto del mundo.
 Ayer otro amigo se fue contigo,
 caminando al cielo,
 Dios necesitaba una guitarra.